En el momento que se habla del intervencionismo estatal, se hace referencia a las diversas restricciones y actividades que llevan a cabo los gobiernos respecto a la economía del país. No obstante, esta terminación culmina siendo algo extenso. En el artículo se podrá observar diversos puntos como sus características, instrumentos y más.

intervencionismo estatal

¿Qué significa intervencionismo?

Para comenzar se explicará de forma individual lo que es el intervencionismo, para así tener una comprensión más amplia y óptima del tema. Cuando se hace mención del intervencionismo, se puede hablar de aquella inclinación que existe de incidir, asistir o meterse en temas impropios. Esta terminación es aplicada, más que todo, en contextos políticos y económicos para tratar las intromisiones de un individuo, organización o entidad en las zonas o atribuciones que pertenecen a otros.

El intervencionismo, de esta manera, posee implicaciones no positivas, particularmente en el momento que la mencionada intervención se da por una exigencia, obligación o de manera brusca. Sin embargo, en algunas eventualidades problemáticas (en contextos privados o públicos), el intervencionismo es comprendido con objetivos restringidos o controlados y, sus actividades, van dirigidas al establecimiento de normativas o a la intercesión productiva entre los lados participantes.

Por lo tanto, se tiene que el intervencionismo es una manera de pensamiento dentro de la economía, el cual protege la obligación de una asistencia activa y continua del estado. Donde, además, tiene por objetivo el dar respuesta a los inconvenientes que están presentes en la economía, así como de responsabilizarse de la administración y manejo de una establecida estructura económica.

El modelo intervencionista económico trata, de esta manera, la postura preeminente de la zona pública de cara a la zona privada dentro de una economía. Por lo tanto, el estado maneja y supervisa el total de actividades económicas que se dan dentro de su nación (o por lo menos en una fracción considerable de esta en manera de zonas), y, de la misma forma, la conducta de los administradores. Todas estas cosas por medio de normativas legales de índole económica.

Uno de los fundamentales efectos de este modelo de intervencionismo estatal es la notable consecuencia que casi siempre genera en distintas variables, como por ejemplo en el consumo y ahorro que tienen los habitantes dentro de la nación, el grado de fabricación de las distintas empresas e industrias de la nación, entre otras cosas. Así, incita o no a las zonas económicas que los que se enfoque la preeminencia.

Por lo tanto (de una manera amplia), se comprende el intervencionismo como aquella actividad que lleva a cabo la gestión pública dirigida a la restricción o control de las acciones de otro contexto (que puede ser público o privado), estableciendo normativas o efectuando operaciones y acciones que sustenten a aquel. En su manifestación más extremista (dentro del contexto político), el intervencionismo puede dar espacio a actividades políticas de modelo imperialista.

De una forma más rigurosa, la terminación de intervencionismo hace referencia al grupo de actividades que reducen, de forma evidente, la independencia de la zona intervenida. No obstante, este término donde más se emplea es el contexto económico, donde se trata como aquel efecto negativo de las actividades económicas de índole privada por lado del estado intervencionista o de otras gestiones públicas.

La expresión de intervención adquiere, en grados filosóficos, que el estado y la economía de este se deben encontrar propiamente divididos o distanciados. Por ende, la expresión es empleadas a las economías capitalistas que se fundamentan en el mercado, cuyas acciones de gobierno son obstruidas por las facultades de mercado, todo esto por medio de restricciones, políticas, entre otras cosas. A pesar de esto, las compañías de estado que trabajan en el mercado, no edifican una intervención.

Aquellas economías de mercado capitalista que manifiestan niveles elevados de intervencionismo estatal, de forma constante son llamadas como economías mixtas. Observado desde un enfoque político internacional, se entiende al intervencionismo como la injerencia o intrusión de un estado, a través de organismos de gobierno, dentro de las políticas internas de uno u otro, con el objetivo de incidir o modificar la postura o comportamiento del estado interferido, en beneficio a sus mismos intereses.

¿Qué es el intervencionismo estatal?

El intervencionismo estatal hace referencia a las diversas restricciones y actividades que llevan a cabo los gobiernos respecto a la economía de la nación. No obstante, esta expresión termina siendo algo extensa, esto debido a que el intervencionismo estatal puede ser entendido como la restricción completa (clausurado) del manejo de mercado hasta una acción económica autónoma en una establecida nación.

Dicho de otra manera, el intervencionismo estatal habla de la asistencia en las acciones públicas de una economía en un establecido espacio o lugar. Estas asistencias tienen la posibilidad de adquirir distintos sentidos y niveles. Puede llevar a cabo una intervención para hacerse cargo de una actividad en concreto, para incentivar o impulsar ciertas industrias y desanimar otras, para determinar una establecida sistematización tributaria o de reparto de Ingresos, para incidir en diversos modelos de acción monopólica, entre otros.

Como se hizo mención anteriormente, la terminación de intervencionismo estatal puede ser aplicada en contextos económicos y políticos. Estas actividades quedan en poder del estado. En diversos ámbitos se hace referencia al intervencionismo estatal en el momento que las actividades llevadas a cabo por el estado exceden determinados límites.

Instrumentos fundamentales del intervencionismo estatal

Las enormes entidades y los estados económicos tienen a disposición un amplio listado de instrumentos, los cuales permiten fomentar su poder en el ámbito económico y la existencia de finanzas en una región. A continuación se presentará algunos de ellos:

  • Normativas en contextos económicos y laborales. Esto a través de las restricciones o controles de contratos y parámetros de empleo o, por otra parte, el manejo de los precios en diversas zonas de la nación.
  • Transformación de bienes y servicios.
  • Normas fiscales, a través del empleo de impuestos y subvenciones a la ciudadanía o a las compañías.
  • Normas monetarias. En este punto el estado tiene potestad en la valoración de la moneda local y su vínculo con las otras monedas extranjeras, perjudicando los parámetros de existencia de la población.
  • Manejo de las acciones comerciales de la nación, con dependencia al nivel de inauguración dentro del mercado que de acceso al poder, En este punto entran los instrumentos como lo son los aranceles, las aduanas y otras herramientas adicionales de defensa al comercio.
  • Con cierta dependencia al nivel de intervención económica que lleve a cabo el poder, se puede hallar una Teoría económica variada, las cuales van desde temas como lo son el keynesianismo o socialismo, a otros modelos de sistematización con mayor aproximación al totalitarismo como lo es, por ejemplo, el comunismo.
  • Esta posición económica se sostiene, de manera solemne, de cara a los economistas típicos, el capitalismo o el liberalismo, de manera particular diferenciados por la protección del libre mercado (terminación enfocada en la defensa de las propiedades privadas y la libre escogencia de los agentes económicos).

Intervencionismo estatal en economía

Dentro de un contexto económico, la intervención del estado en la economía habla de la asistencia o intromisión del estado, o de otras entidades de la gestión pública, en las actividades económicas de una nación. De esta manera, no se cohíbe al establecimiento de normativas que dirigen las acciones del mercado, sino que direcciona o programa la economía. Los motivos para llevar a cabo el intervencionismo estatal en economía son diversos, a continuación se podrá observar algunos de ellos:

  • Arreglar las diferencias que existen, como por ejemplo la Desigualdad económica o los errores de mercado.
  • Defender la zona ambiental y los bienes naturales.
  • Administrar las zonas tácticas que posee la economía.
  • Controlar determinadas acciones de acuerdo al beneficio que pueda generar a la población.
  • Regular el mercado.
  • Detener los casos de despotismo.
  • Dar financiamiento a la protección social.
  • Programar y dirigir la economía de la nación en un establecido camino.
  • No obstante, el nivel de intervencionismo estatal o de asistencia puede cambiar, esto va a depender de la ideología por la que se guió el modelo económico de la nación que, de igual manera, puede que vaya desde la protección de la inferencia más baja (liberalismo y neoliberalismo), transcurriendo por una asistencia controlada (como lo es la socialdemocracia y el socialismo democrático), hasta intervenciones casi completas (como puede pasar con el comunismo o el fascismo).

Intervencionismo estatal político

Dentro del ámbito político, el intervencionismo habla del comportamiento que posee un estado, organización o entidad en el contexto de actividades normales de otro, para relacionarse, incidir o meterse en sus eventos o inconvenientes. De esta manera, se puede manifestar en dos temáticas distintas, el interno y el internacional.

Intervencionismo en política interior

Este se efectúa en el momento que un poder se sobrepasa de sus límites o potestades e incide en las actividades o toma de decisiones de otros poderes disminuyendo, de esta manera, notablemente su independencia y disminuyendo también su poder. En la mayoría de los casos, los poderes dentro del estado se encuentran edificados para controlarse entre sí, sin embargo, se hace mención del intervencionismo en el momento que se cometen acciones de despotismo o algún exceso.

Intervencionismo estatal político

Intervencionismo en política internacional

Este segundo modelo se da en el momento que una nación, a través de un grupo de actividades, quiere incidir o meterse en las actividades y toma de decisiones de otra nación, basándose en los diversos instrumentos de tensión o imposición que se encuentran desde la cortesía hasta el empleo de la fuerza.

Algunos ejemplos que se puede encontrar de intervencionismo, en períodos anteriores, pueden ser aquellos efectuados en el transcurso de la guerra fría por naciones como la estadounidense o la URSS de cara a otras naciones para obligarlos a vincularse a ciertas ideologías, como lo son el capitalismo o el comunismo.

Finalidad del intervencionismo estatal

El intervencionismo estatal tiene como finalidad fundamental el perjudicar la Actividad económica del sistema capitalista. Con dependencia al grado de intervención que sea empleado, este va a ser de mayor o menor política de intervención. El intervencionismo estatal asiste una labor de restricción de la economía entre los mercados de índole privada y pública. De esta manera, se puede comprender la finalidad de la intervención en dos puntos de actividad y son los siguientes:

  • Da atención a las obligaciones fundamentales y económicas (como lo es por ejemplo la instrucción educativa, salud, justicia, entre otras cosas) que las economías de índole privada no sacian.
  • Debe manejar las acciones económicas que son tomados como de monopolio, el correo, servicios de la luz eléctrica, agua, Ferrocarril, entre otras cosas.

Límites del intervencionismo estatal

No es propicio tratar de intervencionismo estatal en el momento que prácticamente el total de la economía se encuentra controlada y efectuada por el estado. En esta ocasión se hace referencia de economía programada de modelo socialista. Por otro lado, la restricción al otro lado de intervencionismo estatal, se encuentra definido por un modelo de economía completamente liberal, donde la intromisión por parte del estado no existe.

Por estas razones, dentro de las economías de libre mercado (las que se conocen como liberales) y una de modelo socialista se ubican dentro de la gran gama del intervencionismo estatal con sus diversas etapas.

Secuelas sociales

Las secuelas sociales de una adecuada intercesión de estado, aumentan la calidad de vida de los diversas categorizaciones sociales. Las restricciones correctas aplicadas por el estado introducen dinero en las diversas clases de la sociedad (como lo son la baja, media y la alta) en beneficio de una optimización para la nación de forma generalizada.

Por ende, es razonable tener la creencia de que más alto tiene que ser el nivel de intervencionismo estatal que se aplique (o que debería ser aplicado) en las naciones donde el nivel de vida de la sociedad se encuentra en niveles bajos o escasos. Entre más alto sea el grado de Escasez en economía o entre más se encuentra una nación en vías de desarrollo, más alto tiene que ser el nivel de intervencionismo estatal, con la finalidad de distribuir de manera equilibrada la rentabilidad de que obtenga por medio de la reunión de impuestos.