Cuando se habla de la industria textil, esta hace referencia a aquel conjunto de actividades que su dedicación va dirigida a la producción y extracción de fibras, hilos, tintado y de manera concluyente, el resultado y preparación de las diversas prendas que pueden ser realizadas con la misma.

industria textil

¿Qué es la industria textil?

La industria textil es aquella zona de la industria que se destaca por la conversión de Materia prima para fabricar un artículo a través de un proceso industrial, misma que se especializa en la fabricación de fibras (que pueden ser tanto de una manera natural como artificial), telas, hilos entre otros artículos relacionados con la ropa y todas aquellas prendas que integran la vestimenta. Casi siempre esta cubre todo lo referente a la ropa, artículos para completar la vestimenta, zapatos, entre otros.

Estos trabajos mencionados previamente, son realizados por industrias textiles o también maquilas. La industria textil es de las acciones a nivel económico de mayor importancia en todo el mundo. Este es uno de los motivos por el que ofrece empleo a gran cantidad de zonas en las poblaciones que hay en cada una de las naciones, puesto que los artículos que este brindan, casi siempre son comercializados de una manera continua y en un volumen grande.

De igual manera, también es un origen de gran cantidad de discusiones y polémicas, puesto que la aplicación de maquinaria liviana facilita que haya una continua práctica por parte de las diversas compañías para trasladar sus centros de labores concretas o por lo menos determinadas zonas de la misma, a otros lugares geográficos que implica un coste más bajo, mientras que también optimiza la suficiencia a nivel competitivo de la empresa y aumenta ese porcentaje de ganancia.

Todo esto que se ha mencionado, puede ser traducido como condiciones de trabajo despreciable, e igualmente sueldos que no son bien remunerados, algo que puede afectar a cualquier individuo. Por otra parte, se hace referencia de igual manera a una empresa textil para hablar de los diversos elementos o fases que presenta la producción textil, que de una manera concreta son las que constituyen a la industria textil. Dentro de los más importantes podemos encontrar los presentados a continuación:

  • Fabricación de fibras: la obtención a través de medios naturales o también de medios artificiales de la materia prima para poder llevar a cabo la elaboración de los artículos textiles.
  • Hilandería: esta es una de las fases que se encargan del manejo de las fibras y la sustracción de los hilos fundamentales para la fabricación de las telas.
  • Tejeduría: Es otra fase que se encarga de la producción de las telas por medio del tejido de la hiladería de fibra.
  • Tintorería: Esta es la tercera fase en la que se realiza el trabajo de la pigmentación y que se efectúa el acabado completo de estas.

  • Confección y costura: esta es la zona en las que se lleva a cabo el diseño, hacen el respectivo corte y luego unen las piezas a través de la costura de cada prenda de vestir, por medio de material telar que ya ha sido finiquitado. Existe una bifurcación entre las costuras, puesto que esta pueden ser calificadas como de alta o baja costura.
  • No tejidos: aquella zona de control de los factores que no son textiles o de fabricación de telas, sin necesitar algún hilo y fibra.

Historia de la industria textil

Al momento de hacer referencia al inicio y desarrollo que tuvo la industria textil, de una manera convencional, fue un ambiente laboral ejercido por las mujeres y que el lugar para llevar a cabo el mismo se producía en las viviendas de cada una de estas, donde la producción era (en las ocasiones más óptimas) artesanal.

Las telas que eran fabricadas de esta manera, posteriormente eran otorgadas a personas que tienen como oficio la confección de vestimentas, realizadas a la medida, etc., es decir, lo que se conoce como sastres o costureros, mismas que casi siempre son adquiridas por clientes de dinero, pero también son diseñadas para el uso común.

El aumento de personas dentro de las naciones e igualmente de la economía en el transcurso de las fases primarias de la revolución industrial, dirigieron al establecimiento de talleres (de telas), en los que existía la posibilidad de poder producir las mismas de una forma continua, aplicando aún en ese momento trabajos realizados a mano y un volumen de gran longitud de empleados textiles.

Ya a medida que fue transcurriendo el tiempo, fuero modificándose diversos parámetros de una manera tajante, de una manera más concreta en los siglos dieciocho y particularmente en el siglo diecinueve, esto debido a que emergieron innovaciones tecnológicas para las industrias, las cuales fueron realizadas con la finalidad de acelerar, facilitar y hacer cantidades más grandes de telas.

historia industria textil

Estos mencionados instrumentos actualizaron la industria textil y ayudaron a que hubiese una Manufactura de mayor amplitud en las telas, aunque por otra parte y de una manera clara, esto significaba una reducción considerable en la cantidad de empleos. Como en todo, hubo diversas opiniones, unos que apoyaban y otros que no estaban de acuerdo con esta introducción de la tecnología a la industria.

De hecho, con esto recién mencionado, es decir, las personas que no estaban de acuerdo con la innovación en la industria textil, surgieron diversas eventualidades con violencia de por medio, manifestaciones, entre otras cosas, pero claramente, los puntos positivos que generaba la tecnología, mismos que generaban una variedad de beneficios, no podían ser negados ni tampoco pasados por alto, por lo que logró predominar hasta como lo que conocemos hoy día.

Más bien (cabe destacar), que la industria textil fue una de las primeras industrias que evolucionó, y esto gracias a que en el año mil setecientos treinta y tres, se dio a conocer un mecanismo con especies de palancas que impulsaba la lanzadera por una vía, lo cual ayudaba a la fabricación de los diversos tejidos que tenían una longitud más grande, de una manera más rápida por lo que se podía hacer más cantidades a diario y por ende, tener mayores Ingresos.

Este ingenioso artefacto fue realizado por John Kay (nacido el diecisiete de junio de mil setecientos cuatro en el Reino unido, y que falleció en el año mil setecientos setenta y nueve), quien luego de este invento fue denominado como el padre de la lanzadera de volante.

Ya luego en el año mil ochocientos, en Gran Bretaña se encontraban aproximadamente unos trescientos cincuenta mil empleados en el ámbito textil, mismos que se encontraban distribuidos entre hilados y tejidos. Ya a comienzos del siglo diecinueve, aproximadamente el cuarenta por ciento de las exportaciones del mencionado país era gracias a la industria textil.

Algo también a tener en cuenta respecto a la historia de la industria textil, es que el concepto (o la terminación) textil, era empleada solamente para referirse a las telas que eran tejidas, pero luego del desarrollo y avance tecnológico que tuvo la industria textil, este término abarca las telas que son fabricadas por diversos procedimientos apartes del tejido, como por ejemplo las que son realizadas por nexos mecánicos o procedimientos químicos.

De igual manera, también puede ser empleado en diversas materias primas y materiales que se obtienen del mismo, como lo son por ejemplo los filamentos, algunos modelos de hilos como el sintético, las hilazas, los cuales son aplicados en tejidos en forma de trenza, de bordadura, acolchado, de fieltros, entre otros. Dentro de esta diversificación de telas, también se pueden tomar en cuenta las que son preparadas por fibras con una proveniencia natural (es decir, de algún vegetal o animal).

Como se hizo mención anteriormente, para saber los inicios de la industria textil, hay que dirigirse a un pasado muy lejano. Como tal la empresa textil, luego de la innovación de tecnología con los telares mecánicos, se empezó a emplear en ciertos países como por ejemplo Gran Bretaña, EE. UU., Bélgica, Francia aproximadamente entre los años mil setecientos uno y mil ochocientos.

Ya con el mismo transcurso de los años, las maquinarias se fueron ajustando de manera rápida, de forma que se pudo integrar a la fabricación de diversos modelos de fibras.

Uno de los materiales naturales que más fue usado en ese tiempo era la lana, la cual es una fibra con una textura suave obtenida fundamentalmente de la piel de las ovejas domésticas, pero luego se empezó a reemplazar por el algodón, y a pesar de que no lo eliminó de una manera completa, si se transformó en una de los materiales naturales de procedencia vegetal con más uso.

Ya en tiempos más cercanos, el material hecho de algodón ha empezado a perder ese primer lugar que tenía de acuerdo a la demanda para la industria textil, esto debido a que está siendo sustituida por las renovadas fibras con material sintético y artificial, que provienen de los hidrocarburos, diversas células, entre otros.

industria textil antigua

La maquinaria textil

La industria textiles de la actualidad integra diversos instrumentos mecánicos y también automatizados que tienen una gran importancia, los cuales hacen que al momento de producir las mismas se realice de una manera continua, persistente y en grandes cantidades. Por esta razón algunas de las maquinarias más destacadas que podemos encontrar de la industria textil son las que se presentarán a continuación:

Las abridoras y procesadoras

Esta hace referencia a las diversas maquinarias que ayudan a la apertura de las balas de algodón e igualmente otros tipos de materiales tanto naturales como sintéticos. El trabajo que realiza la misma, es que separa el material al que se le puede sacar algún beneficio de las imperfecciones.

De manera constante son dirigidas después a una máquina ablandadora, la cual es una especie de prensa integrada de diversos rodillos que dan vueltas, aplastando y ablandando de esta manera el material fibroso, más que todos los materiales que poseen mayor rigidez como podría ser el cáñamo (planta cannabis), y luego varias máquinas que tienen el trabajo de extraer el líquido para de esta manera prevenir que haya algunos inconvenientes con el material tiempo después.

Hiladoras

Este punto hace referencia a todas aquellas maquinarias que agarrar las fibras que ya han entrado y salido del procesamiento y por ende están preparadas para ser trabajadas, por lo que posteriormente pasan a fabricar con estas un hilo. Hoy en día, esta actividad ocurre de una forma enormemente automatizada, pero en el comienzo de las primeras hiladoras que se fabricaron, eran máquinas que poseían bobinas y 8 carretas de fibra, inventadas en el año mil setecientos setenta por James Hargreaves.

Telar

Este es un modelo más actualizado de la maquinaria anteriormente realizada por los artesanos en el ámbito textil, esta es una maquinaria que sirve para tejer, es decir, tiene la función de convertir los hilos en telas.

Para llevar a cabo esta transformación, combina dos modelos de hilos, los cuales son la urdimbre y la trama, mayormente por medio de una especie de tambor que ayuda a que se crucen de una manera intercalada los hilos, guiándose por un determinado patrón, y manteniendo un ritmo de desplazamiento de un peine, cuya vacilación mueve el hilo, constituyendo de esta manera la malla o tejido que se deseaba. En la actualidad, esta actividad es realizada por maquinarias automáticas, con una fracción de tela de gran tamaño.

Importancia de la industria textil

Como bien se observó en puntos anteriores, la industria textil es una de las más antiguas pero también una de las que tiene mayor importancia, la misma hace parte del primer sector a nivel económico en gran cantidad de naciones que están en vías de desarrollo. La vitalidad y desarrollo en estas acciones, viene establecida por una independencia en la cual no concretan inversiones, no requieren de tecnología avanzada provenientes de otros países, materias primas con un alto valor, ni tampoco trabajadores con gran experiencia en el área.

Naciones que tienen una gran industria textil

La industria textil es de gran tamaño en algunas naciones como por ejemplo en el país chino, el cual es el productor textil más grande en todo el planeta, y además también es el principal vendedor de tejidos y prendas finiquitadas. Además del país del continente asiático, se puede encontrar otros países que también tienen un gran avance en la industria textil, algunos de ellos son los siguientes:

  • EE. UU.
  • India
  • Perú
  • Brasil
  • México
  • Marruecos
  • Vietnam
  • Tailandia
  • Bangladés
  • Turquía
  • Corea del sur
  • Pakistán
  • Indonesia
  • Entre otros.

Aunque es claro que otros lo llevan a cabo de una manera más baja que otros.

Industria textil en el país mexicano

En este caso particular de la nación mexicana, la industria textil expone una fracción de gran importancia en el producto interno bruto del país. De una forma convencional (trabajado por el género femenino), esta zona se desenvolvió de una forma constante y sin ninguna regularización hasta el año dos mil nueve, (puesto que en mencionado año estuvo inmerso en una crisis), y la misma se conoció por la existencia de sueldos de muy bajo nivel, mínimo índice de recuperaciones de trabajo y una muy escasa defensa ambiental.

No obstante, debido a la industria textil, el país mexicano está ubicado entre las naciones potenciales en el ámbito textil alrededor de todo el planeta, de una manera más particular en la zona de las fibras sintéticas, donde es el número cinco en suministradores en el mundo, haciendo exportaciones de una cantidad de cuatro mil seiscientos noventa y cinco millones de dólares al año.

Procesos de fabricación

A continuación se presenta el proceso de fabricación que tienen algunos de los materiales que se usan en la industria textil:

Algodón

Inmerso en la industrial textil, la parte del algodón compone uno de los que posee una importancia más elevada y peso concreto a nivel mundial. Esta mencionada parte que se encarga del algodón se encuentra fundamentada en el cultivo, obtención y fabricación de la planta de algodón, misma que pertenece a un género de plantas conocido como Gossipum.

De una manera más específica, se procesa la fibra que se ha generado de la parte interna del fruto que protege las semillas con un aspecto peludo. A pesar de que el artículo fundamental que se saca del algodón es la fibra que este proporciona, se le puede sacar provecho de igual manera a la semilla, que al momento de disminuirla a polvo y aplastarla, nos puede ofrecer por lo más alto un trece por ciento del peso que esta tenga en aceite, el cual es de gran utilidad para ser empleado a nivel industrial.

Ya entrando en un contexto comercial, los algodones pueden ser categorizados dependiendo de la calidad que tenga la fibra e igualmente el tamaño. Esta mencionada calidad puede presentar una gran fluctuación, puesto que depende de la zona geográfica de donde esta venga. Esta mata de algodón pasa por una variedad de procesos a nivel industrial hasta el momento de transformarse en tejidos.

Lino

Al hablar de lino, este en unión al algodón, la lana y la seda, es de las plantas textiles que se conocen y que tienen mayor cantidad de años, y de hecho, esta es expuesta como una de las más viejas por diversos autores. Un dato muy interesante que se puede indicar respecto al lino, es que aproximadamente en el año cinco mil antes de Cristo, se hallaron en las riveras del Nilo (ubicado en Egipto), esta mencionada planta, puesto que la misma era usada en gran medida como materia prima fundamental por los residentes de Egipto para formar diversas vestimentas.

Seda

El uso de este material que se extrae del capullo de los gusanos de seda, es uno de las partes de la industria textil que han tenido un periodo durativo de diversas costumbres. Para obtener la seda, hay que empezar por cuidar y criar al gusano de seda, del cual proviene los capullos, mismo que al ser quitados con agua caliente, botan una fracción de la sericita y ayudan el hilado fundamental, el cual es dominado como molinaje, que da espacio a la seda cruda.

Ya posteriormente, haciendo baños de eliminación, se suprime las sustancias restantes para así alcanzar la seda desgomada, la cual toma su tacto convencional. El hilo que constituye cada uno de los capullos puede tener un tamaño de mil metros y de ocho a quince micras de diámetro.