¿Cómo hacer una fotocelda? Cuando hablamos de una fotocelda, debemos saber que es un dispositivo que funciona como un semiconductor y que reacciona con la luz. Debido a los sensores que conforman una fotocelda, podemos ver que al momento en que se exponen a una fuente de luz, las fotocélulas emiten energía.

Desde luego, hay varios tipos de fotocélulas con las que podemos trabajar, cada una de ellas reacciona de una forma determinada. Por consiguiente, debemos tener en cuenta que cada uno de esos tipos, reacciona de manera determinada, es por ello que, dependiendo de la aplicación y el uso que queramos darle, será el tipo de fotocelda que usemos para dicho proyecto.

Primer paso para hacer una fotocelda

Lo primero que debemos hacer es seleccionar los componentes como el colector, el elemento base y el emisor que se encargaría de conducir el transistor de la hoja de datos. Tenemos pues que, el conductor medio hace las veces de la base.

Para identificar el colector, tenemos que fijarnos en la parte plana, donde el plomo que se muestra al lado derecho, vendría siendo propiamente el colector. Mientras que el que se encuentra en el lado izquierdo es el emisor. Si tienes alguna duda, lo mejor es que puedas consultar la hoja donde se encuentran los datos y no haya ninguna duda con respecto a la identificación.

Segundo paso

Lo próximo que debemos hacer es especificar los terminales que serán positivo y negativo en el LED que usaremos. Para identificar más fácilmente estos terminales, podemos observar que en casi todas las ocasiones, el cable negativo es el que se muestra más largo, mientras que el cable positivo tiene menor extensión.

Si el LED cuenta con un manual de instalación, es recomendable ver las indicaciones de los terminales para hacer una instalación correcta de las conexiones. En todo caso, en la web puedes encontrar varias instrucciones y diagramas sobre el tipo de LED que decidas usar. Lo que resta por hacer es conectar el transistor a un extremo de la resistencia.

Tercer paso

Ahora bien, proseguimos conectando el otro extremo de la resistencia, pero esta vez será con los bornes de la fotocélula, además de la base del transistor. Es recomendable girar los cables en conjunto. Después, se debe conectar el siguiente extremo de la fotocélula en el lado negativo del LED.

Mientras que el emisor del transistor irá conectado en el polo positivo de la bombilla LED, los cables también deben girarse juntos.

Para finalizar

Una vez que hemos realizado los pasos anteriores, debemos conectar el terminal positivo de la batería conjuntamente con lo que sería el colector del transistor. Es momento de conectar la batería desde el polo negativo con el polo también negativo del LED que estamos usando. Además, es importante tener en cuenta los siguientes aspectos:

  • En caso que sea necesario, puedes usar un protoboard en lugar de este circuito.
  • También puedes optar por un circuito Arduino.

Lo que resta por hacer es conectar y encender el LED para ver que el funcionamiento y la instalación sean correctas.