Con este método sabremos cómo hacer galletas caseras sin huevo para que queden exquisitas como cualquier otra preparación. No tendrá nada que envidiarle a ninguna porque el gusto será el básico de una receta de galleta de mantequilla sin huevo.

como-hacer-galletas-sin-huevo

Galletas caseras sin huevo 

Al tener una receta de galletas sin huevo básica, podemos irle agregado cualquier tipo de ingredientes para darle el toque que deseamos. De igual manera el tamaño, la forma y el grueso dependerá de nuestro gusto y de los invitados. La repostería es tan amplia y tan noble que para muchas preparaciones no es necesario tener una varita mágica ni ser experto.

El azúcar abre las puertas de la creatividad y si le agregamos otros ingredientes como mantequilla, canela, leche, cremas o chocolates, son muchas las maravillas que se disfrutarán.

Aquí pasearemos por una gama exquisita que nos ofrece la harina para complacer esos antojos de media tarde o para las fiestas.

Intolerancia a ciertos ingredientes

Una razón de peso que respalda la existencia de este tipo de recetas sin huevo o sin otro tipo de ingredientes, está relacionado directamente con la intolerancia. Las alergias actualmente están a la orden del día y para nadie es un secreto que no todos los procesos responden a los estándares iniciales. Por ejemplo, las harinas de trigo por la demanda tienden a saltar algunos aspectos relacionados con la cosecha en tiempos de invierno. Al cosechar el grano en verano es totalmente distinto su resultado.

De esta manera comienzan algunos cambios en el metabolismo de la persona que lo consume y se presentan las reacciones alérgicas. Algunos manifiestan dolores abdominales, mientras que otros luchan con erupciones en la piel o enrojecimientos.

Pero esto no debe ser limitante para nadie que desea disfrutar de los postres en todas sus presentaciones. Las opciones existen y para todos las hay. Por ello las galletas sin huevo son una de las opciones y conoceremos a continuación cuáles son los ingredientes.

Ingredientes de galletas sin huevo

  • 120 gramos de harina
  • 60 gramos de azúcar
  • 1 cda de esencia de vainilla
  • 100 gramos de mantequilla
  • ½ cda de polvo de hornear
  • 2 cdas de zumo de limón
  • Canela al gusto
  • Almendras laminadas al gusto

Esta es la receta básica para elaborar las galletas sin huevo. Debemos probar primero hacerlas simples para luego agregarles otros ingredientes. Por ejemplo, se coloca la canela y las almendras de forma opcional, porque pueden agregarse a la preparación y darle un toque distinto. Algunas personas prefieren el aceite antes que la mantequilla, también es una opción.

De igual forma pueden agregarse gotas de chocolate o esencia de mantecado, por ejemplo. Para acompañarlos se puede preparar el Mousse de yogur y seguimos en la línea de postres ligeros.

Método de cómo hacer galletas sin huevo 

Ahora veamos la manera de preparar estas deliciosas y sencillas galletas sin huevo. Lo primero que debemos hacer es blanquear la mantequilla. Esto quiere decir, encender la batidora eléctrica y pomar la mantequilla, dejarla lo más cremosa posible hasta el punto de que cambia de color. De inmediato se le agrega en forma de lluvia el azúcar y se continúa batiendo.

Luego de esto se cambia la batidora por una paleta y se le agrega poco a poco la harina. Se bate constantemente hasta lograr que la mezcla se vea homogénea, mucho, más lisa y suave. La idea es que se despegue la mezcla de forma fácil del bol en el que se esté preparando. Si aún se observa la mezcla muy suelta, muy líquida, se le pueden agregar unos gramos más de harina.

Se comenzará a tornar un poco más gruesa y manejable y se le puede agregar la canela, el chocolate o cualquier otro ingrediente que hayamos escogido.

Dependiendo de la temperatura de la región en la que se encuentre, requerirá de un procedimiento extra. Si hace un calor como el normal en países tropicales, la recomendación es envolver la masa en un plástico y guardar unos minutos en la nevera. Al cabo de un tiempo se saca la masa y se comienza a trabajar en un mesón.

Utensilios para repostería

Además de los ingredientes, vamos a necesitar algunos utensilios prácticos para hacer las galletas sin huevo como todo un repostero profesional. Para ellos pondremos en el mesón el rodillo, los moldes para cortar nuestras galletas sin huevos, papel parafinado por si se nos complica el manejo de la masa, manteca y la bandeja.

Engrasamos la bandeja o colocamos encima de la bandeja el papel parafinado. Extendemos la masa en el mesón con el rodillo y buscamos obtener una lámina de 4 a 6 milímetros.  Escogemos los cortadores de nuestra preferencia y comenzamos a cortar tantas veces nos permita la lámina que extendimos en el mesón.

Las vamos colocando en la bandeja con unos centímetros de separación previendo que cuando crezcan no se vayan a pegar y perdamos las formas.

Aprovechar al máximo la masa

Los retazos que vayan quedando al cortar las galletas sin huevo, los podemos recuperar, amasar, hacer una bola y nuevamente estirar en el mesón para aprovechar al máximo cada porción. Volvemos a cortar las formas de nuestra preferencia y ya en última instancia lo que resta podemos simplemente hacer unas bolitas y aplastarlas con la mano.

Se colocan en la bandeja dispuesta para hornear y se llevan al horno de 15 a 2 minutos. El tiempo de cocción depende del tipo de horno. Pero lo importante es observarlas cada cierto tiempo. Al notar el tono dorado en la superficie de cada obra, se puede retirar del horno y dejar deposar aun estando un poco blandas. El cambio de temperatura y el reposo luego de extraerlas del horneado harán que nuestras obras maestras se endurezcan un poco para luego disfrutar con alguna bebida.

Glaseado para decorar

Para hacer aún más divertidas nuestras galletas sin huevo, podemos preparar un glaseado que las va a decorar aportándole un sabor extra exquisito. Para ello vamos a necesitar los siguientes ingredientes:

  • 170 gramos de azúcar glas o como se conoce en algunas regiones, azúcar impalpable
  • 10 gramos de polvo para preparar merengue
  • 1 cda de agua
  • Colorante
  • Lluvia de colores

Una vez tengamos en descanso nuestras galletas sin huevo, vamos a proceder a preparar el glaseado. Batimos todos los ingredientes en un procesador, menos las lluvias de colores. Se puede ir agregando el agua casi que, usando goteros, porque el agua es la que definirá el espesor del glaseado. Sabemos que con la práctica se perfecciona el maestro, pero estos pasos no son tan difíciles para los principiantes.

Luego de obtener la mezcla para el adorno de las galletas, se las vamos agregando a cada una. Para agregar colores distintos a las galletas, podemos dividir el glaseado en envases distintos e incorporarle el colorante. Así nos podemos divertir haciendo coloridos adornos para los más pequeños de la casa.

Por último, seleccionamos las lluvias de colores o lluvia de chocolate y aún fresco el glaseado se lo agregamos antes de que endurezcan. Esto permitirá que las lluvias de colores queden adheridas y listas para comer.

Acompañantes

Estas galletas sin huevo pueden acompañarse tanto con bebidas achocolatadas como con una simple tacita de café bajo de azúcar. Este complemento será el ideal para no sentir tanto pesar y remordimiento por el consumo de calorías si es que estamos en un régimen alimenticio por cualquier circunstancia.

Igualmente, para los niños una buena tacita de leche fría sería lo más ideal para mojarlas y comerlas con cucharilla tipo papilla. También te puede interesar preparar un Biscocho light.