¿Cómo blanquear los dientes rápido y fácil? Es bien sabido que todos queremos exhibir una dentadura blanca, es algo que aspiramos, pero para conseguirlo suponemos que es costoso y es por ello que muchas personas recurren a opciones caseras para blanquear los dientes que se han puesto amarillos con el pasar del tiempo, bien sea por el efecto que provoca el cigarro, o las bebidas decolorantes tal como mate, café,  gaseosas y otros elementos.

Es necesario consultar con el odontólogo ante cualquier cosa, ya que no estaría de más que estuviera informado y así brindar alguna sugerencia.

Bicarbonato de sodio

Es quizás un método bastante famoso y es aplicar el bicarbonato de sodio mezclando una cucharada de polvo en un envase con agua hasta que se forme la pasta y pasarla por los dientes, por lo que  debes dejar que actúe uno o dos minutos y retirarla lavándose los dientes con crema dental y otra opción es que se ponga la pasta de dientes común sobre el cepillo, no es necesario tanta y añadir media cucharada de bicarbonato.

Después solo debes cepillarte los dientes por todos los frentes para que sea un resultado equilibrado, puede que funcione para que se quiten o baje el tono de las manchas en los dientes y eliminar la placa, pero debes tomar en cuenta que no podrás hacerlo más de dos veces en un mes ya que podrías estropear el esmalte o provocar una sensibilidad en tus dientes.

Limón

Debes hervir en una olla pequeña un limón con un vaso de agua y retirar del fuego dejando enfriar y utilizar un buche al momento de que te vayas a cepillar los dientes ayudando a que se disminuyan esas manchas y a que se reduzca el sarro que se amontona en los dientes y mejora el aliento,  porque la vitamina C del limón dispone de propiedades que son antibacterianas.

Sin embargo, no puede hacerse más de una vez por semana debido a que el exceso, o el mismo acido podría desgastar o estropear el esmalte en tus dientes.

Aloe vera o cascara de naranja

En caso de optar por este producto solo tiene que extraerse el gel de una,  o algunas hojas limpias y que se distribuya en los dientes por unos minutos debe retirarse y también cepillar bien.

Para el caso de la naranja, se debe lavar y pelar la fruta y debe usarse la cara interna de la cascara, por lo que la parte blanca para que se frote con ella los dientes de una manera equilibrada y debes dejar que cumpla su función por unos minutos y cepillarse.

Según cuando se es rica en vitamina C, fibra, pectina y limoneno y demás elementos ayuda a que las manchas dentales se reduzcan que son generadas por el tabaco y el café.

Higiene bucal

Aparte de los métodos que se han indicado para el blanqueo de los dientes, es importante que el cepillado diario y exacto se mantenga y cuide el color natural de los dientes. Y tal como señalan los especialistas se deben cepillar los dientes luego de cada comida al menos durante dos minutos y en especial antes de acostarse, porque pues al dormir tragamos menos saliva y nuestra boca se seca y pueden aparecer las placas entre los dientes.