¿Cómo aceitar una máquina de coser Singer? El mantenimiento es el secreto para que cualquier artefacto o instrumento de trabajo prolongue su vida útil, esto precepto se aplica a prácticamente todo en la vida realmente, así que partiendo de esta idea de conservación y preservación de nuestras posesiones vamos a hablar de las máquinas de coser Singer.

Esta es una de las marcas de maquinas de coser mas antiguas del mercado, desde hace ya varias décadas estas son conocidas en el mundo de la costura como una de las mas confiables y por supuesto duraderas, el secreto en cierta parte son los materiales de excelente calidad con las que se confeccionas, ademas del mantenimiento que sus dueños les dan, una parte importante de este mantenimiento es el aceitado, pues no permite que el uso deje una huella negativa en esta.

La frecuencia

Los fabricantes de estas máquinas de coser recomiendan que el aceitado de las maquinas se haga cada determinado periodo de tiempo, en el caso de las Singer, la frecuencia difiere según las opiniones de los usuarios y los fabricantes, los primeros indican que después de unos 50-60 horas de uso, para los primeros lo ideal sería cada 20 horas de uso.

Creo que dependerá de la persona y los materiales con los que se trabaje, hay tejidos que son más propensa a dejar residuos que otros, así que queda más a conciencia del usuario, lo importante es que una vez que transcurría este periodo de uso se realice el mantenimiento.

Los materiales a usar

Los materiales que se usaran para llevar a cabo el aceitado de las máquinas de coser Singer son los siguientes:

  • El aceite recomendado por el fabricante por supuesto.
  • Un trapo limpio.
  • Un cepillo de cerdas suaves.
  • Unas pinzas para retirar los elementos que se requieran.
  • Un trapo de algodón.
  • Papel periódico o de otro tipo.

Los pasos a seguir

Los pasos que deberás seguir para llevar a cabo esta tarea son los siguientes:

  • Lo primerio será apagar y desconectar la máquina de coser.
  • Posteriormente se deberán limpiar con el trapo las partes de la máquina que se aceitarán.
  • Las partes deberán ser cepilladas de manera correcta para que no le queden hilos o restos de material textil en ellas.
  • En el caso de que no pierdas retirar algún trozo de hilo podrás recurrir a las pinzas.
  • Coloca las hojas de papel sobre el piso de manera que caigan sobre este cualquier residuo de aceite.
  • Colca el aceite en las partes requeridas.
  • Recuerda limpiar el exceso de aceite con el trapo de algodón.

Posterior al aceitado

Posterior la procese de aceitado es necesario que se encienda la máquina y se cosas sobre un trozo de tela que se pueda desechar, la idea de esto es hacer que el aceite entre en las partes internas más difíciles y se lubriquen de la forma correcta. De se necesario limpie los restos de aceite y recoja todos los instrumentos usados para la labor. Deseche la tela y las hojas de papel.